El rol de la educación para prevenir la violencia de género

mayo 12 2017 15:21.

El rol de la educación para prevenir la violencia de género

El ciclo de charlas se lleva a cabo en la Facultad de Educación. Ampliar imagen


Comenzó el ciclo de charlas que analiza el impacto de la violencia patriarcal y el abuso sexual en la niñez y adolescencia, y el protagonismo de la Educación frente a esos flagelos. El segundo encuentro será el jueves 18 de mayo, en la sede Centro de la Facultad de Educación.

En la práctica docente se evidencian las situaciones de violencia que sufren niñas, niños y adolescentes, conflictos que se deben abordar desde una perspectiva de género y de derechos humanos. Con esta premisa, la facultad de Educación reflexiona acerca de “Género en la Educación” en dos instancias de reflexión que reúnen a referentes de la Universidad y la Provincia.

Abrió el primer encuentro la secretaria de Políticas Públicas y Planificación de la UNCuyo, Fernanda Bernabé. En su exposición se refirió a la importancia de debatir el rol y las potencialidades que tiene la escuela como institución para transformar el sistema patriarcal actual. En ese sentido, apuntó al papel de la Universidad como constructora de conocimiento y afirmó que “tiene que estar al servicio de la comunidad para satisfacer necesidades sociales, una de esas necesidades tiene que ver con cómo revertimos la violencia de género y el abuso sexual infantil” enfatizó Bernabé.

Por su parte la decana de la facultad de Educación, Mónica Castilla habló del rol de los y las docentes para la transformación social: “Mientras como educadores no logremos formar sobre las distintas maneras de comunicarnos entre los humanos, aceptando la diversidad, aceptando lo que cada género tiene como positivo y aceptando la complementariedad, no vamos a poder lograr los cambios que necesitamos” comentó la Castilla.

En ese contexto la Decana instó a los y las docentes a estar atentos/as a todo indicio de situación de violencia que se pueda advertir en la niñez y a actuar en consecuencia. Explicó que muchas veces es difícil lograr la colaboración del entorno porque hay personas “que prefieren mirar para un costado, porque no están seguras y no quieren conflictos, pero ahí es donde empiezan las situaciones y como profesionales tenemos que ser responsables” resaltó.

Silvina Anfuso, directora de Género y Diversidad de Mendoza comentó la necesidad de articular con la Universidad y con distintos efectores para atender de manera conjunta y cotidiana la problemática de violencia de género. También habló de su interés por trabajar en nuevas masculinidades para mostrar que se pueden construir otros modos de ser varón. “Tenemos que tener una inteligencia particular para ir construyendo lazos y por supuesto, en esto, la tarea de la educación es fundamental, como así también la transversalidad de la perspectiva de género en todas las áreas” concluyó Anfuso.

Como disertante, estuvo presente la Lic. Debora Robledo, miembro de la Dirección de Género y Diversidad quien realizó un repaso sobre los conceptos de sexo y género; roles y estereotipos de género; sexualidad y desigualdades de poder entre varones y mujeres. Para ahondar en estos temas, se centró en el marco legal vigente de la ley de Educación Sexual Integral, y sus aplicaciones en el ámbito educativo. 

¿Qué señales deben alertarnos? ¿Cómo lo abordamos en la escuela? ¿Existe un protocolo?, son los interrogantes que se trabajan en el ciclo que busca crear mecanismos para desandar las prácticas educativas y fomentar relaciones más equitativas.

La actividad es una iniciativa del programa Mujeres Libres de la secretaría de Políticas Públicas y Planificación de la Universidad, junto con la secretaría de Asuntos Estudiantiles de la Facultad de Educación y la dirección de Género y Diversidad de la Provincia.

El segundo encuentro será el jueves 18 de mayo desde las 14.30, en el Aula Este-Oeste de la sede Centro de la facultad de Educación, en Sobremonte 81 de la Ciudad de Mendoza.