La Secretaría de Extensión brindará un homenaje al artista Chalo Tulián

El artista recientemente fallecido “Chalo Tulián” será homenajeado por la Secretaría de Extensión con una muestra en el Espacio de Arte Luis Quesada el miércoles 26 de octubre a las 13 hs. y el 28 con el descubrimiento de una placa con su nombre a la Sala Roja de la Nave Universitaria.

18 de octubre de 2016, 11:09.

La Secretaría de Extensión brindará un homenaje al artista Chalo Tulián

Ampliar imagen


La Secretaría de Extensión Universitaria tiene el agrado de presentar una muestra homenaje al reconocido artista “Chalo” Tulián, quien fuera también docente durante muchos años de la Universidad Nacional de Cuyo.

 

La muestra, organizada por el Área de Patrimonio de la Secretaría, será inaugurada el miércoles 26 de octubre a las 13 hs. en el Espacio de Arte Luis Quesada. Se contará con la presencia del Rector Ing. Agr. Daniel Pizzi, y el Secretario de Extensión D.I. Julio Daher, quienes darán unas palabras junto a Estela Labiano, su compañera de vida.

 

En esta oportunidad, la muestra estará compuesta con parte de su obra denominada “La mesa está servida”, un total de 11 esculturas que engalanarán el Espacio de Arte “Luis Quesada”. Dicho homenaje forma parte “Las Joyas del MUA”: una serie de exposiciones trimestrales artísticas, en las cuales se presentan y ponen en valor el Patrimonio artístico de la Universidad Nacional de Cuyo de la mano de nuestros principales referentes regionales.

 

Además, se le suma para el viernes 28 de octubre a las 20:30 hs, el descubrimiento de la placa nombrativa a la ex Sala Roja, como Sala “Chalo” Tulián previo al concierto de la Orquesta Sinfónica, en la Nave Universitaria.

 

La muestra se podrá visitar de 8 a 20:30 hs con entrada libre y gratuita y una duración aproximada de dos meses.

 

Biografía

Nació en San Juan, República Argentina, el 11 de junio de 1947 y falleció en Mendoza el 25 de febrero de 2016.

Se radicó en Mendoza en 1970, estudió en la Facultad de Artes y Diseño de la Universidad Nacional de Cuyo hasta 1976, año que fue expulsado de dicha institución por la dictadura cívico-militar.

Vivió en México de 1981 a 1987, luego se radicó nuevamente en Mendoza. Ejerció la docencia en las Carreras de Artes Visuales y Cerámica de la Facultad de Artes y Diseño de la UNCuyo, participando y Ganando múltiples e importantes premios a nivel nacional e internacional.

Chalo participó en el Gobierno Universitario, también en eventos de gran envergadura, expuso individualmente, en espacios tanto públicos, como privados, ganó importantes premios y tuvo reconocidas distinciones a nivel Nacional e Internacional.

 

 

MUSEO UNIVERSITARIO DE ARTE

El Museo Universitario de Arte es una institución gestionada y administrada por la Secretaría de Extensión Universitaria, en coordinación con la Facultad de Artes y Diseño, dependientes de la Universidad Nacional de Cuyo.

Sus objetivos primordiales son: custodiar, conservar, acrecentar, restaurar, investigar, documentar, exhibir y comunicar con fines de educación, investigación y apreciación, al conjunto de obras que conforman el Patrimonio Histórico y Artístico de la Universidad.

El mismo, posee la tarea de fomentar la labor creativa, elevando el nivel ético y estético, y estimulando la formación integral de la persona para el desarrollo cultural de la sociedad.

Por último, el MUA procura proyectar su Patrimonio Artístico a la provincia, al país y al mundo, como representante y referente de nuestra extensa riqueza.

 

 

Palabras de Estela Labiano sobre “La Mesa está servida de Chalo Tulián” (11 de junio de 1947 - 25 de febrero de 2016).

La mesa era para él un símbolo de la razón, del equilibrio. Sin embargo, intervienen en ella elementos fantásticos, aparecen semillas metálicas con pinches, frutos con tentáculos, con arabescos, cuerpos extraños que rompen y re-significan la mesa volviendo la parte de algo sin razón aparente.

La presencia de estas obras nos habla de él: personaje silencioso y enigmático de pensamiento profundo y emotivo que se manifestó en la acción con la materia. No sólo le preocupó dominar el oficio de escultor, sino indagar en aspectos filosóficos, biológicos y espirituales.

Chalo era un escultor inteligente y provocador, que construyó ideas y sueños con su cabeza, su corazón y sus manos. Como él, sus obras pueden producir incomodidad y muchas preguntas, porque están alejadas de lo romántico y fácilmente gustoso.

La conexión con su historia, su origen Comechingón y sus afectos lo acompañaron siempre y le aportaron lo sensible a su vida y a sus creaciones.

En estas mesas no podemos tomar un vino, ni sentarnos a comer porque Chalo nos puso algo difícil de digerir, quiere hacernos pensar y nos molesta para que salgamos de la rutina y exploremos otros mundos posibles.

 

                                                                                                                                                                         Estela Labiano

                                                                                                                                                                         Octubre 2016.